titleNewsletter.newsletter

Si viajas al estilo sherpa olvídate de…

Tendencias06/04/2017

Hoy venimos a desmitificar lo que nosotros hemos denominado como “estilo sherpa”. Esperamos que conozcas este término, sobre todo si te gusta viajar, pero por si no estás muy puesto todavía en viajes mochileros… Los sherpas son habitantes de las montañas de Nepal comúnmente conocidos por guiar a los alpinistas hasta la cumbre, y por prestarles ayuda cargando con sus bártulos. ¿Te imaginas lo que lleva en su mochila un hombre que va a escalar el Everest?

Si alguna vez has hecho el Interrail, te has ido a Tailandia o te has visto enredado por tus amigos y has acabado haciendo el Camino de Santiago, seguramente has ido con mochila. Pero, ¿acaso hay que ir vestido como un boy scout para recorrer el mundo con un macuto a la espalda? La respuesta es un rotundo no. Hoy queremos romper los cánones del viajero mochilero. Porque, en lugar de viajar con camisetas de propaganda, bermudas multibolsillos y zapatillas de running con colores estridentes, puedes ir cómodo y con estilo. ¡Te lo aseguramos!

Las camisas de lino son una de las opciones que más nos gustan para este tipo de viajes. No necesitan plancha, son cómodas y el tejido es liviano. Perfecto para andar con ellas durante horas y con muchísimo estilo. Además, como la Semana Santa está al caer, el tiempo acompaña para poder llevarla sin pasar frío ni calor.

Las bermudas, exceptuando que te guste parecer el niño regordete de Up, destiérralas. El pantalón de algodón tipo chandalero es una de las prendas que ya deberías tener en tu armario. Sí, aunque sabemos que quizá esta prenda solo es apta para los más modernos, si hablamos de salir a la calle con ella puesta, para viajar es perfecta. Combínalos con camisetas básicas, una gorra con mensaje y unas zapatillas de deporte con cámara de aire. Cómodo y con mucho rollo, ¡haznos caso!

Como acabamos de decirte, las zapatillas con cámara de aire son perfectas para largas caminatas. Sentirás que andas entre algodones. Así que olvida esas zapatillas tricolor que compraste en las rebajas para viajar a lo mochilero. No hace falta llevar colores flúor para este tipo de viajes a menos que vayas a coger una bicicleta a media noche.

Por África Barragán

Otras noticias

Top
Top